Sin facultades legales, ni postura ética para que el estado abandone la educación en Michoacán: Brenda Fraga.

La legisladora del PT reconoció que la crisis financiera afecta tema educativo en Michoacán, sin embargo, indicó que existen gastos excesivos en temas superfluos y falta de claridad en las finanzas públicas de la entidad.

Morelia, Michoacán a 27 de marzo del 2019.- No existen facultades legales ni postura ética posible que sostenga el abandono unilateral del gobierno del estado sobre la educación y sobre el pago del trabajo devengado ya por parte de sus trabajadores en Michoacán”, aseguró la diputada local, Brenda Fraga Gutiérrez.

Al hacer uso de la máxima tribuna del estado para razonar su voto en contra del exhorto al Gobierno Federal para el pago de nómina a los maestros estatales, la Coordinadora del Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo (GPPT) en el Congreso del Estado, lamentó que el Gobierno del Estado no haya tenido algún posicionamiento similar durante la administración del ex presidente Enrique Peña Nieto y si lo hizo a escasos días de la nueva administración federal, encabezada por Andrés Manuel López Obrador.

“El Gobierno del Estado tuvo tres años de estrecha coordinación con la administración federal pasada, que acentuó el conflicto educativo por una reforma que laceró al magisterio y no atendió sus problemas de fondo, relacionados con la insuficiencia presupuestal, jamás se realizó ningún pronunciamiento público, ni emplazamiento que señalara puntualmente y llamara a la administración pública federal a corregir estos abusos”, aseveró.

La legisladora emanada del PT, reconoció que la situación del sistema educativo en el estado es lamentable, tanto por las dificultades financieras para cubrir en tiempo y forma los salarios y las prestaciones de los maestros estatales, como por el conflicto político que supone definir a quién corresponde la responsabilidad de cumplir a los maestros.

En ese sentido, Fraga Gutiérrez indicó que hay otros aspectos de la crisis de solvencia que tiene la entidad, y están relacionados con los gastos excesivos y la falta de claridad en las finanzas públicas que se le han señalado al gobierno del estado, tanto en pasadas, como en la actual administración.

La diputada local detalló que son salud y educación las dependencias con el mayor número de observaciones desde hace seis años y por el orden de los 12 mil millones de pesos, hasta enero de 2019.

Dijo que sólo de educación, el estado cuenta con 50 pliegos de observaciones de ejercicios que van desde el 2013 al 2016 por el orden de los seis mil 300 millones de pesos. Tan solo de esta cifra, mil 200 millones de pesos pertenecen la cuenta pública del 2016, año fiscal que el corresponde por completo a la presente administración.

“El emplazamiento realizado por el gobierno del estado a la federación el pasado 26 de noviembre de 2018 y su resultado en la actual crisis de pagos al magisterio, fue una medida desafortunada, que no contribuyó en una adecuada relación entre el gobierno del estado y el gobierno federal”, agregó.

Brenda Fraga subrayó que la pretensión de abandonar la responsabilidad estatal sobre la educación básica y normal, además de unilateral, resultó tardía, tomando en cuenta los tiempos políticos de la administración federal a la que se dirige. Agregó que esta situación ha puesto en juego la estabilidad y el funcionamiento de la educación básica en Michoacán.