Propone PRD, una política energética que impulse el desarrollo con justicia y equidad

• México debe estar acorde a las nuevas circunstancias del país y del mundo: Soto Sánchez
• El PRD, desde su Fundación ha pugnado por una industria petrolera competitiva

Morelia, Michoacán, a 17 de Marzo de 2019.-El Comité Ejecutivo Estatal (CEE) del Partido de la Revolución Democrática (PRD), refrendó la defensa por el petróleo y demandó una política energética que promueva el desarrollo económico y social con justicia y equidad.

Al realizarse la ceremonia por el 81 Aniversario de la Expropiación Petrolera, que se celebra el 18 de Marzo, Antonio Soto Sánchez, Presidente del PRD en Michoacán, parafraseó al General Lázaro Cárdenas del Río, y expresó : “el gobernante que pretende encauzar a su país hacia la democracia tiene que empezar por ser un verdadero demócrata y demostrarlo tolerando la oposición, por más cruda que se ejerza en el mítin, en la prensa, en la diatriba personal”.

El diputado local destacó que este pensamiento del General Cárdenas, está más vigente que nunca y luego, al hacer una reseña de este hecho histórico, consideró que fue una acción valiente de un gobierno patriota que, respaldado por millones de mexicanos, se mantuvo firme ante los reclamos y amenazas de las empresas extranjeras y sus gobiernos, recuperando la soberanía nacional sobre el petróleo.

Ante la presencia de liderazgos nacionales del PRD, militantes de más de 100 municipios, así como representantes populares del PRD, Soto Sánchez señaló que desde hace casi cuatro décadas el país se ha enfrentado a un proceso de desnacionalización y desmantelamiento de la industria petrolera que ha tenido por objeto el beneficio de intereses económicos y geopolíticos extranjeros.

“Se ha acelerado la extracción de petróleo crudo y los ingresos obtenidos  se han destinado al gasto corriente y no a la inversión productiva. Nos hemos convertido en un exportador de petróleo crudo e importador de gasolina, teniendo que pagar por ella mucho más que los habitantes de países que ni siquiera tienen petróleo”, sostuvo el dirigente del PRD.

El político michoacano planteó que haya nuevas reformas constitucionales para que el Estado Mexicano recupere todas sus facultades de rectoría sobre estos recursos estratégicos.

¿Por qué no revisar la estructura técnica y administrativa de Pemex y el marco fiscal que la rige, para que tenga más recursos para su crecimiento y desarrollo?, ¿Por qué no buscar nuevos esquemas que nos permitan exportar menos crudo e importar menos gasolina?, cuestionó Soto Sánchez.

Respaldó el combate a fondo de la corrupción, pero no solo la que tiene que ver con el robo de combustible y las bandas delincuenciales que en contubernio con personal de PEMEX se dedican a este delito, sino también combatir el desvío de recursos por parte del sindicato y altos funcionarios de la empresa; entre otros.

“Queremos que la política energética se defina en función del interés nacional. Una política energética que sirva para impulsar el desarrollo económico y social del país con justicia y equidad.El energético no es un sector económico más. Es la columna vertebral de la economía, la geopolítica y el desarrollo nacional soberano”, afirmó Antonio Soto.

El PRD, desde que nació hace 30 años, lo hizo defendiendo y enarbolando las más grandes causas del pueblo de México, como la democracia, los derechos de las minorías, de las mujeres, los derechos humanos, el federalismo, el auténtico equilibrio y respeto entre los poderes, el pleno respeto a la pluralidad, así como la defensa a la industria petrolera, finalizó Soto Sánchez.