El gobernador Silvano Aureoles pidió establecer mecanismos de blindaje para cerrarle paso a la delincuencia organizada en la definición de aspirantes

Las restricciones sanitarias que enfrentarán los partidos políticos en las siguientes elecciones, a consecuencia de la pandemia del Covid-19, no serán el único problema que tendrán, ya que de acuerdo con el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, los grupos delincuenciales que operan en el estado pretenderán influir en la designación de candidaturas rumbo al proceso electoral de 2021.

Durante el desarrollo de la primera Mesa de Seguimiento al Proceso Electoral 2020-2021, el mandatario estatal advirtió que existe el latente riesgo de que células delincuenciales busquen imponer candidatas y candidatos en las elecciones venideras, por lo cual pidió la participación de la clase política, a fin de que sus abanderados sean sometidos a filtros de seguridad que permitan descartar cualquier tipo de relación con el crimen organizado.

LA PSICOLOGÍA EN EL DERECHO: 3 de 3 contra la violencia en Michoacán -  Cambio de Michoacán
“Los grupos delincuenciales se empiezan a preparar también porque esta es una gran oportunidad para ellos para filtrar o para imponer sus candidatas o candidatos, de ahí la importancia de que ojalá y todas las fuerzas políticas votemos también a manera de voz alta y propuesta, si así lo consideran para que los partidos políticos se comprometan ante los órganos electorales a elaborar un protocolo básico del historial de los candidatos”, sentenció.

Ante la presencia de dirigentes partidistas, funcionarios estatales, autoridades federales y representantes de instituciones de seguridad, el perredista auguró que en 2021 se podría presentar un escenario similar al que se vivió en los procesos electorales de 2007 y 2011, cuando, dijo, el grupo delincuencial que lideraba Servando Gómez Martínez, “La Tuta” –hoy preso en El Altiplano-, llevaba mano en la designación de candidatos y funcionarios en diferentes órdenes de gobierno.

“El proceso electoral de 2015 no tuvo tanto este fenómeno en virtud de que estaba todavía vigente un esquema federal en el estado para desarticular los principales grupos delincuenciales, pero hoy huelo yo un ambiente que no me gusta nada de que otra vez intenten estas células delincuenciales apoderarse de gobiernos municipales o de diputados locales y federales, y terriblemente sería que intentaran también inmiscuirse en la elección del próximo gobernador o gobernadora del estado de Michoacán”, advirtió.

Realiza SSP caravana con 11 patrullas, para prevenir el Covid-19 - La  Balanza - Noticias de Justicia y Seguridad en Michoacán

Al respecto, el dirigente del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Ernesto Núñez Aguilar, reconoció que existen zonas en Michoacán donde difícilmente se podrá hacer proselitismo, pero también que algunos aspirantes de este instituto ya le habrían informado sobre la existencia de amenazas provenientes de la delincuencia organizada.

“Sigue habiendo focos rojos muy delicados en el estado, donde no dejan ni entrar incluso o donde los malos quieren poner o imponer candidatos más bien… hay algunos lugares donde quieren participar y no los dejan o les inhiben”, comentó.

A la postura del dirigente del PVEM se sumó el líder del Partido Acción Nacional (PAN) en Michoacán, Óscar Escobar Ledesma, quien anticipó que el organismo político a su mando solicitará seguridad personalizada para sus abanderados al momento de iniciar con sus respectivas precampañas y campañas.

“Estamos pidiendo seguridad, de manera complementaria con el asunto del Covid-19, que es seguridad para los ciudadanos, seguridad para los candidatos, precandidatos y aspirantes a los distintos cargos de elección popular”, subrayó.

Por su parte, el dirigente estatal del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Víctor Manuel Manríquez González, coincidió en que hay zonas como Tierra Caliente que siguen representando un problema para las autoridades estatales, de cara a las elecciones de 2021; mientras que del Revolucionario Institucional (PRI), su dirigente, Jesús Hernández Peña, anticipó que el tricolor someterá a análisis el perfil de quienes aspiren a representar a este instituto político, a fin de descartar cualquier relación con grupos delincuenciales, tal y como lo solicitó el gobernador, Silvano Aureoles Conejo.

Protocolos por contingencia

En la primera Mesa de Seguimiento al Proceso Electoral 2020-2021 se trazaron los lineamientos sanitarios que todo partido político deberá respetar en el proceso electoral.

El subsecretario de Salud de Michoacán, Carlos Ramos Esquivel, detalló que los partidos no podrán hacer congregaciones masivas, que los espacios a ocupar para concentraciones políticas no deberán rebasar el 50 ó 75% de su capacidad según sea el caso, y que incluso existirán municipios donde se imposibiliten este tipo de reuniones, con base en el número de contagios que presenten.

Morelia lidera lista de municipios con más casos nuevos de Covid-19

Las medidas antes expuestas deberán ser consensuadas entre los diferentes organismos políticos que tendrán participación en las mesas de trabajo recién iniciadas, donde también se acordó que estas reuniones se realizarán de manera quincenal o de manera semanal, una vez iniciado el proceso de campañas.

En conclusión, durante la primera Mesa de Seguimiento al Proceso Electoral 2020-2021 se definió que el trabajo a realizarse por las autoridades que tendrán participación se centrará en cuatro protocolos de atención inmediata: crisis sanitaria por Covid-19, inseguridad de cara al proceso electoral, periodicidad de las reuniones y un último enfocado a erradicar la violencia política contra la mujer.