Exhorta Congreso del Estado a proteger jurídicamente al aguacate michoacano.

Morelia, Michoacán a 7 de noviembre de 2018.- El pleno del Congreso del Estado aprobó el punto de acuerdo presentado por diputados de Morena, en virtud del cual se exhorta al Ejecutivo del estado a implementar políticas comerciales, y gestionar la obtención de figuras jurídicas que protejan al aguacate michoacano ante prácticas desleales como la venta y exportación de fruto cosechado en otros estados como si fuera de origen michoacano.

Ante el conflicto reciente en el sector aguacatero, originado por diferendos en el precio del fruto, y por la supuesta introducción de aguacate de otros estados con el propósito de exportarlo como si fuera michoacano, los legisladores Alfredo Ramírez Bedolla y Wilma Zavala Ramírez presentaron a la LXXIV Legislatura la propuesta de exhorto con carácter de urgente y obvia resolución.

Los diputados advirtieron que el ingreso de frutos provenientes de otros estados de la República para hacerlos pasar como productos michoacanos y aprovechar la certificación con la que cuentan los aguacates producidos en Michoacán para estar en condiciones de exportar a Estados Unidos, “implica infracciones y violaciones a la Ley, y a las buenas costumbres comerciales, perjudicando gravemente al sector aguacatero del estado de Michoacán, así como a miles de familias que dependen de la producción y comercialización del aguacate michoacano”.

Wilma Zavala expuso en la tribuna del Congreso del Estado que el aguacate michoacano representa el 80% por ciento del fruto que exporta Estados Unidos, por lo que la calidad del producto generado en el estado y su aceptación en el mercado deben ser protegidas, ya que de ello depende la vitalidad de un sector económico que genera alrededor de 70 mil empleos directos y 300 mil indirectos en Michoacán.

Ramírez Bedolla y Wilma Zavala subrayan que de la Ley de la Propiedad Industrial vigente emanan figuras jurídicas de naturaleza económica que coadyuvarían de forma contundente y directa a salvaguardar los derechos del sector aguacatero, por lo que convocan al Ejecutivo a analizar, y en su caso gestionar ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial la obtención de declaratorias como: marca colectiva, indicación geográfica y denominación de origen.